Saltar al contenido
tiposdesociedades

Sociedad por acciones o SpA: ¿Qué es, Cómo funciona y Cuáles son los Requisitos?

¿Qué es una sociedad por acciones?

Este tipo de sociedad se caracteriza fundamentalmente por una gran flexibilidad a la hora de la constitución empresarial, dado que proporciona la facultad a los accionistas de poder regular de forma libre y en gran parte, los aspectos que hacen parte de la sociedad. A diferencia de otros tipos de sociedades, en la SpA, puede existir la presencia de un solo accionista. Así, se trata de una persona jurídica que puede celebrar contratos comerciales tanto con personas jurídicas como con personas naturales. 

Conoce todos los tipos de sociedades aquí

En otras palabras, hablamos de un tipo de sociedad cuya naturaleza es netamente comercial, es posible que la inicie una sola persona. Frente a las obligaciones sociales, se hace responsable la sociedad con su patrimonio y no el socio. 

Características de una sociedad por acciones

Capital social: el capital para este tipo de sociedad, se encuentra representado en forma de títulos valores o también llamadas acciones. Los aportes a la sociedad, sólo podrán hacerse con dinero o bien aportes en especie de los cuales se debe determinar y valorar con un experto. 

Otro aspecto que debemos mencionar, es que el capital se encuentra dividido por acciones transmisibles que pueden atribuir a su titular la posición de socio, quien puede disfrutar del beneficio de una responsabilidad limitada ante la sociedad constituida, sin que ello le implique responder a las deudas sociales. 

Socios: como mencionamos, puede estar fundada por una sola persona. Quienes hagan parte de la red de socios, no pueden participar dentro de la gestión de la sociedad, dado que se limitan a desarrollar sus actividades como socios colectivos. Es así que no pueden evaluar el estado de contabilidad de la sociedad, ni la administración de la misma. Sin embargo, tienen la posibilidad de participar de los beneficios obtenidos. 

Dado que el socio no responde frente a las obligaciones sociales, se convierte en el deudor de la sociedad. No hay una responsabilidad definida con respecto a los acreedores sociales y tampoco es posible contar con la responsabilidad subsidiaria de este. 

Terminación de la sociedad: es importante que dentro del documento constitutivo se agregue un término de duración, el cual puede ser a término definido o indefinido. Sin embargo, si no se indica nada relacionado con la duración de la sociedad, se podría entender que la sociedad queda constituida a término indefinido. 

Características de una sociedad por acciones

Requisitos para una sociedad por acciones

La escritura pública debe contener el nombre de la sociedad, la cual debe terminar con la abreviatura SpA, así mismo, se debe especificar el objetivo por el que se constituye la sociedad y que siempre debe ser bajo una actividad comercial. En cuanto al capital de sociedad al igual que el número de acciones, debe estar dividido y representado debidamente. 

Debe quedar designado el número de representantes, así como su identificación indicando las acciones que se realizarán en cada caso de manera provisional, en este sentido se consolidará la administración de la sociedad bajo las condiciones de la sociedad por acciones o SpA. 

Pasos para crear una sociedad por acciones

La constitución de este tipo de sociedad requiere del trámite por escritura pública o también, a través de un instrumento de carácter privado que haya sido autorizado por un notario. Posteriormente se inscribe un extracto, el cual debe ser hecho en el Registro de Comercio. Lo ideal es que este proceso se realice en un plazo de 30 días a partir de la fecha en la que se realice la escritura. 

Ventajas de una sociedad por acciones

Entre las virtudes de este tipo de sociedad está el que se puede constituir de forma unipersonal o bien con más personas. Si es fundada por una sola persona, es posible que en el curso de la compañía, se incorporen más personas como accionistas. Por otro lado, no se requiere cambiar los estatutos de la sociedad en caso de que se desee realizar un aumento de capitales o en el que quiera ingresar un nuevo socio. 

El capital social de la sociedad puede pagarse en plazos, cuya especificación debe estar en el contenido de los estatutos, en caso de no estar indicado, este plazo suele redondear los 5 años. Además, los accionistas están en la libertad de vender e incluso ceder sus acciones. Y finalmente, se puede optar por no consolidar directorios o una junta de accionistas como sucede en otros tipos de sociedades, procesos que están sujetos a otros planteamientos. 

Estatutos de una sociedad por acciones

Es importante dejar en claro que las regulaciones suelen variar de acuerdo al país, por ello es sumamente importante estar al tanto de la legislación de acuerdo a la ubicación y conocer las condiciones en las que se mueve el tipo de sociedad que deseamos constituir. 

En países como Colombia, uno de los tipos de sociedades más usadas y que descienden de las Sociedades por Acciones, son las SAS o Sociedades por Acciones Simplificada, la cual se enfoca en la reducción de costos manteniendo una burocracia construida en una organización de la compañía a partir de la ley 1258. En Chile, por ejemplo, las sociedades por acciones tienen la posibilidad de que la totalidad de las acciones pueden posicionarse bajo un accionista solamente. 

Para conocer más acerca de este tipo de sociedad y su funcionamiento, consulta con un profesional en el campo para identificar la legislación actual que opera en tu zona de ubicación y así constituir tu empresa.